Para saberlo todo acerca del calentador

Consejo
Retour

Para saberlo todo acerca del calentador

El calentador, también llamado bolsa de agua caliente mágica o calientamanos, es un pequeño objeto que proporciona calor y que resulta muy práctico para los deportistas que practican en el exterior con frío intenso. Historia, tipos, composición, uso... ¡te lo contamos todo acerca del calentador!

Historia del calentador

El calentador, como su nombre indica, fue concebido para aportar calor. En su origen, se presentaba bajo forma de una caja de madera y metal, que había que rellenar de brasas ardientes y colocar en el lugar a calentar: la mayoría de veces dentro de una cama helada. En aquél entonces se usaba mayoritariamente en casa, y pocos calentadores permitían llevar el calor al exterior. La idea de crear una fuente de calor móvil traspasó el tiempo y se desarrolló gracias a las mejoras técnicas y a las evoluciones de los materiales, cada vez más técnicos y fiables. En pocos decenios el calentador se adaptó a las exigencias de sus usuarios, cada vez más numerosos. Actualmente existen múltiples tipos de calentadores estudiados para responder a las necesidades precisas de cada cual.

¿Lo sabías? Los calentadores y otras bolsas de agua caliente mágicas causan furor en Japón y en China, donde se usan principalmente para fines médicos: el calor relaja los músculos y alivia el dolor.

El calentador: ¡Para el frío intenso, un objeto pequeño y práctico!

Abrigos, guantes y calcetines permiten protegerse del frío, pero no crean calor. ¿Cuál es el concepto del calentador? Producir calor y llevarlo consigo. Tanto en la práctica deportiva en exterior como en los deportes de invierno, la bici, la travesía, el running o incluso la caza, el calentador aporta calor a las extremidades del cuerpo más expuestas al frío (manos y pies). Introducido en el bolsillo, el guante, el calcetín o incluso bajo la ropa, el calientamanos, calientapiés o calentador corporal es un aliado ideal para luchar contra el frío.

Calentador químico o eléctrico: elige bien tu calentador

Para no perderse con los distintos calentadores existentes en el mercado, resumimos las ofertas existentes: ¿cuál es la diferencia entre químico y eléctrico?

El calentador químico

Los hay de dos tipos:

1/ La comúnmente llamada bolsa de agua caliente mágica, compuesta por una solución a base de agua saturada de acetato de sodio. A menudo de plástico flexible, posee una pastillita de metal en el interior. Cuando se retuerce esta pastilla, el líquido se cristaliza y se vuelve sólido. Es este cambio de estado lo que crea calor… hasta que la placa se enfría, una vez terminada la solidificación.

La bolsa de agua caliente mágica posee la ventaja de ser reutilizable, pero dispone de un tiempo de calentamiento bastante limitado: de 30 minutos a 1h30 al aire libre y hasta más de 3 h según el tamaño y el entorno. Además, para poder reutilizarla, hay que sumergir la bolsa en agua hirviendo, lo que vuelve este sistema mucho menos nómada y práctico en exterior. Este tipo de calentador es útil para actividades o desplazamientos cortos, puesto que su duración de calor es limitada y hay que disponer necesariamente de materiales adecuados para reutilizarlo.

2/ El segundo tipo de calentador es el que calienta por simple contacto con el aire. Además de la química, es ante todo la física la que toma el relevo. Compuesto de elementos naturales (agua, sal, carbón activo, vermiculita y polvo de hierro), el calentador de tela no es contaminante ni nocivo, y permite obtener un calor más intenso durante más tiempo.

El calentador por «contacto con el aire», posee la gran ventaja de ser nómada, y funciona durante varias horas: de uso único, la duración del calor se ve multiplicada por 5 para los calentadores de manos y pies (5 h) y por 10 para los corporales (10 h). Existen sin embargo algunos trucos para reutilizar este tipo de calentador si no usas toda su capacidad.Ver al final del artículo.

El calentador eléctrico

Los calentadores eléctricos son aparatos que usan una fuente de electricidad, ya sea radiante, o de aire impulsado o halógeno. Debido a su funcionamiento, los calentadores eléctricos son menos móviles y prácticos en exterior puesto que necesitan obligatoriamente una toma eléctrica para cargarse y una batería que llevar. Existen calentadores para uso doméstico, pero también en formato de bolsillo.

Finalmente, ¿cuáles son las ventajas e inconvenientes?

Bolsa de agua caliente mágica: Reutilizable / duración de calor muy corta (generalmente de 30 minutos a 1 h) / Sistema de reutilización limitado
Calentador «contacto con el aire»: Duración de calor larga (de 5 a 10 horas como mínimo) / Ligereza / Uso único / simplicidad
Calentador eléctrico: Duración de calor variable en función del producto (de 3 a 12 h) / Dependencia eléctrica / Transporte de una batería por lo general / Objeto más pesado

Aptonia, a la escucha de las necesidades y de las expectativas de los deportistas, ha privilegiado en sus calentadores el sistema del «contacto con el aire» para una solución óptima.

Detalle del calentador Aptonia

El calentador creado por Aptonia funciona en contacto con el aire: al sacar el calentador de su embalaje, el aire y por tanto el oxígeno entra en contacto con los elementos naturales que componen el producto (polvo de hierro, vermiculita, carbón activo, agua y sal) y provoca una reacción química. Es gracias a este sistema que se crea el calor. El calentador Aptonia se coloca en el lugar deseado y desprende calor durante una media de 5 horas. Pequeño y ligero, hace que el calor sea verdaderamente nómada. Fácil de usar y accesible, el calor puede dispararse en cualquier momento y está a disposición del deportista durante la duración de su práctica deportiva.

¿Cómo usar el calentador Aptonia?

Nada más simple:

Abre el embalaje
Sacude el calentador
¡Caliéntate!

Aquí tienes un vídeo «How to» que muestra cómo usar el calientamanos por ejemplo.

Calentadores de manos, de pies o corporales: ¡cada uno tiene su utilidad!

Para un uso óptimo, Aptonia ha creado calentadores específicos para cada lugar donde los dispongas:

- El «calientamanos», que se adapta a los guantes y manoplas (5 h de calor)
- El «calientapiés», que se introduce en los calcetines (5 h de calor)
- El «calentador corporal», para colocar bajo el jersey, la camiseta, las mallas… (10 h de calor)

NB: El calentamiento es óptimo en un guante o un bolsillo, puesto que el calor está concentrado en él.

Truco para reutilizar el calentador

Los calentadores Aptonia, de uso único, pueden ser reutilizados si no consumes todas las horas de calor. Basta con usar una bolsa de plástico bien cerrada y estanca al aire, o bien volver a introducir el calentador en su embalaje original y cerrarlo con cinta adhesiva. Gracias a estos pequeños trucos, podrás reutilizar el calentador varias veces.

¿Dónde encontrar un calentador ?


Puedes encontrar los calentadores Aptonia para manos, pies y cuerpo en la tienda Decathlon.

 
Temáticas: nutrición, hidratación, proteínas y cuidado para los deportistas.